Acostumbrarse a la vida

FRansisco García Valdés en Sierra LeonaFrank es el único médico del municipio crucense que combate el ébola. Su misión es cumplida en Sierra Leona. Desde el lejano país se comunica con periodistas de Radio Cruces.

Frank llegó ha acostumbrarse a la muerte. El olor a sangre se evaporaba en el aire, mientras aquí y allá, caían gentes abatidas por el pánico. Todo era demasiado rápido con el ébola. La mirada febril cedía a la fatiga, las convulsiones y la perdida de sangre masiva.
Con el último aliento quedaba asolada la esperanza de asirse al latir del corazón. Apercibido del peligro, le urgió hacer y hacer para evitar el contagio.

El clínico Francisco García Valdés; para cada crucense: Frank, es el único galeno de este terruño que combate el ébola. Está en Sierra Leona. En su meditación se ha acordado muchas veces que los hombres no lloran, aunque el alma roce la tristeza de ver una epidemia que consume vidas y vidas. Sigue leyendo

Carta de amor

Esta carta de amor fue escrita por Joel Garnier Méndez. Se la quiero regalar a mis amig@s.

Amada, amada.

El amor nunca deja de ser

El amor nunca deja de ser

Me desperté desde esta piedra esculpida por las manos del genio que no quiso dejar su nombre y decidí, antes de acercarme a tu ventana con esta nueva imagen, enviarte estas palabras para que mi deseo de tenerte se convierta en un manso leopardo visitado por la sed y el hambre de aquellos siglos ocultos en una era muy lejana, pegadita a tu primera juventud

He permanecido en el centro de esta plaza, rodeado de árboles, transeúntes, recibiendo frío y tempestades sobre mi cuerpo. Muchas veces el sol intenso ha estado a punto de revelarle a los turistas quién soy: aquel muchacho que espiaba mientras un profesor de historia antigua te ilustraba la sabiduría de Dios, al contarte cómo dos ejércitos decidieron rendirse, un instante antes de la batalla. Eran tan poderosos que ninguno habría sobrevivido. Entonces me descubriste y comprendí que debía deponer todas mis armas ante aquella mirada tuya, estremecedora de los pórticos del alma, este palacio que unjo cada día por si vuelves.

A veces he sentido una volcánica textura en mis entrañas vigilantes, pero el fuego no es mi padre como muchos piensan, tampoco soy de mármol, ni granito, ni basalto, ni de alguna piedra de este planeta, porque tiemblo, sí, puedo sentir tus manos sobre mi pecho desnudo desde aquel abrazo en que rodeados de cipreses y zunzunes, como en una aparición edénica sin frutos prohibidos y serpientes, nos besamos con labios de carne húmeda y olorosa. ¡Qué ambrosia lanzada desde el cielo! Tu boca palpitaba en mi boca, nuestros ojos cerrados eran estrellas atravesando una desconocida galaxia.

¿Recuerdas? Al salir más temprano de la escuela nos escondimos en aquel bosque con tanto miedo que hoy apenas pude despertar cuando mojaste mi barbilla con un líquido abrasador y yo exhalé sobre tu rostro una brisa fresca, evocando el amanecer en que despertamos desnudos sobre la hierba, picados por las hormigas del ensueño.

Henos aquí, princesa. Tú, restauradora de estatuas medievales. Yo, resucitado al roce de tus manos. Tú, como una cálida niña que entregó en un lejano tiempo la palabra volver, y se perdió en el camino de regreso a casa. Yo, que no encontré otra forma de esperarte, he abandonado el pedestal y yazgo aquí, como un manso leopardo al pie de tu ventana.

Te abraza

K .F.

Razones del trabajador por cuenta propia en Cruces

CpCruces se ve diferente. La gente va y viene. Compra y vende. Se queda con la mejor oferta. Puede elegir el sitio donde va tomar un café o encargar el kake del cumpleaños. Los responsables de plasmar cada una de estas escenas son los trabajadores por cuenta propia.

Un gran grupo de estos hombres y mujeres realizan su faena en el área del Paseo de Prado. Coincidentemente en la primera manzana que se levantó en los albores de mediados del veinte en este poblado, cuando el ferrocaril hacía nacer el Pueblo de Molinos.

Hoy se acumula una rica experiencia en este quehacer, a simple vista enriquecedora en todos los órdenes. Y, sobre todo en este terruño, con mínimas ofertas empleo. A pesar de ello, todavía hay mentalidades burocráticas que NO terminan de abrir el diapasón, para otorgarles la importancia puntual de su accionar en la sociedad.

En este andar, imprescindible para el desarrollo económico de la municipalidad y la nación, aún existen tabúes. Queda aquello de: “cuidado es mejor no apresurarse”. Vestigios de un pensamiento burocrático que insiste.

Son muchos los avatares franqueados por los cuentapropistas: las materias primas, el monto inicial de inversión, las inspecciones, la falta de tolerancia, el hecho de lanzarse a la nueva aventura que genera en sí cierto temor, la competencia. Y para completar la copa, hay quien escucha la palabra negocio y le suena rara, aunque este comentario parezca risible.

Además están los que por “propia cuenta” se someten a realizar actividades de compra y venta u de otra índole. Por supuesto, devienen piedra de tropiezo para quienes están al día con el pago de sus impuestos.CP 1

Hablo de situaciones reales que entorpecen los propósitos de la nación. En el segundo III Trimestre, hubo 286 bajas según razones de la ONAT. Cada retirada es una GRAN pérdida, si tenemos en cuenta que es un ser humano, con decepciones, y familia que mantener. Recordemos que en este proceso transformador, lo más importante del actual proceso social es el hombre.

¡Y, si solo fuera eso!. Es un grupo de trabajadores que aportan al estado Cubano.  $53 256.5, MP es una cifra nada despreciable. Estos miles de pesos fueron tributados sólo en el 2014. Se trata de dinero constante y sonante para que la salud y la educación en la Isla avancen.

Se han dado valiosos pasos para su inserción. Sin embargo el trabajo individual debe ser seguido de cerca. Sus parabienes e insatisfacciones tendrán que ser evaluadas con sapiencia entre lo urgente, en pos de ser hacedores con empeño de vestal en la cimentación de un mejor mañana.