Inicio » Historias Locales » Al crucense Modesto Bolaños le apodaron en Cruces a mediados de la década del 50 El loco

Al crucense Modesto Bolaños le apodaron en Cruces a mediados de la década del 50 El loco

—–Al crucense Modesto Bolaños le apodaron en Cruces a mediados de la década del 50 El loco. Entre muchas de sus historias ha quedado a la posteridad que en su taller comenzó a reunir dinero PARA construir allí mismo UN AVIÓN.

¿Qué hubo de cierto en ello? La verdad más fiel, la pudimos constatar con su familia, e historiadores de este pueblo.

El protagonista de esta historia, Modesto pasó a la posteridad por lo versátil, inteligente, intrépido e ingenioso que fue.  Es recordado en el terruño con mucho cariño. Pero una cosas es lo que se cree y otra lo que pasó en realidad.

A Modesto siempre se apasionó por el aire. Nunca se graduó de piloto.

Aprendió la profesión con aeronautas que dejaban caer hielo seco en las nubes para que lloviera. Vivió primero en la calle Montalvo frente al dancing. Después frente al parque y por último en el prado.

Después continuó cultivándose con quienes se dedicaban a la fumigación en grandes extensiones de tierra.

Cuentan que en aquella época una avioneta costaba menos que un carro. Se compró una avioneta (PIPER). Con ese artefacto, siguió practicando en un potrero. Los aeroplanos estaban construidos de tubos de aluminio y como una bonilla que le daba una pintura se ponía dura y semejaba un plástico.

Hacemos referencia a finales de los cuarenta

Él empezó a ir por los campos y alquilaba su aeroplano.  Era de dos plazas. Hacía propaganda y daba vueltas por 1 y por 5 y la gente se montaba con paquetes par dejarlos caer en las casas.

Esto fue hasta que paseó a un novio que no tenía nada para tirar y se aventuró con uno de sus zapatos que vino a caer en la cabeza del mejor gallo fino del suegro. La revuelta fue de policía y todo.

También hizo propaganda al café pilón. Dejaba caer los paqueticos y en la política soltaba volantes sobre el pueblo.

Era mecánico automotriz, tenía una plazoleta y comenzó a fabricar un avión y tenía una alcancía hecha por él para recoger el dinero para el avión.

Pero todas las tardes metía la mano en la alcancía y sacaba el dinero.

En realidad no lo llegó a construir, pero  sí armó infinidad de aviones.

Los compraba viejos, los arreglaba y los revendía. Cuentan ha sido el único crucenses que a lo largo de este prado paseaba aviones rodando. Pero su aventura mayor fue como corredor de autos. Sobre esto les ampliaré en poco días en este mismo sitio.

Modesto bolaños fue un innovador. De esos seres humanos que se proponen algo y lo logran. Llegó a ser muy amigo  de Celia Sánchez por su labor transformadora . Aprendió y estuvo manejando su helicóptero. También trabajó con los aviones y fue hasta a países cercanos. No con pasajeros.

Murió en el año 93, enterrando a aquel hombre, pero no la leyenda que se circunscribe en Cruces y a Cuba, ya sabrán por qué.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s